Por una esquina de casa

Por circunstancias de la vida ha vuelto a mi una tabla que tuve hace años. Se trata de un bonzer de Bing con dos quillas fijas. Un juguete que se hizo como experimento y que me resultó extremadamente divertida las pocas veces que la surfeé. Velocidad a tope, deslizamiento casi como de un fish un y una gran facilidad en el giro debido a una cola bastante estrecha.
Volveré por un tiempo a sentir un par de quillas debajo de los pies. Tanto tiempo con solo una no es bueno; imagino que hay que variar, no?

Anuncios

5 pensamientos en “Por una esquina de casa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s