Juventud, divino tesoro

Dicen que la edad no es algo físico, que es mental. Bueno vale, pero que coño, a los diecisiete te comes el mundo. Envidia sana de unos chavales que están viviendo unos años irrepetibles, unos momentos que recordarán toda la vida.
También descubrirán que no todo son rosas y que de vez en cuando hay que apretar el culo y tirar adelante, pero de eso se irán dando cuenta poco a poco. Por ahora la cabeza solo está para fiestas, olas, risas y poco más (los estudios los dejamos aparte, ojo!).
Os dejo con un video que me parece estupendo. La autora es una jovencita llamada Maria Reviriego, con un talento evidente. Bravo chavala!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s